Connect with us

Economía

Sueldos 2020: estos fueron los sectores que lograron los mayores aumentos en el año

editor02

Publicado

on

La Unión Obrera Metalúrgica (UOM) y las cámaras empresariales del sector acordaron esta semana un aumento salarial del 39,6%, y un monto fijo de 6.000 pesos, ya vigente desde agosto.

Habrá un primer incremento del 29,6% en enero y el 10% restante a partir de febrero.

La escala salarial que surgirá de ese ajuste regirá hasta el 31 de marzo, cuando se volvería a analizar el esquema salarial según el comportamiento de la inflación.

La paritaria fue suscripta por la UOM y las cámaras Adimra (la mayoritaria), AFAC (autopartistas), Camima (pymes industriales), Afarte (terminales electrónicas de Tierra del Fuego), Caiama (aluminio) y Fedehogar (electrodomésticos).

El sindicato dirigido por Antonio Caló completará un acuerdo que incluyó el pago de 30.000 pesos en cinco cuotas iguales y consecutivas de 6.000 pesos cada una, entre agosto y hasta diciembre, inclusive.

El acuerdo demoró varios meses en medio de la pandemia y la crisis económica. Asimismo, en abril último los dirigidos por Caló debieron aceptar una rebaja del 30% del sueldo de los trabajadores metalúrgicos que no podían prestar tareas por las medidas de aislamiento social, preventivo y obligatorio (ASPO) definidas por el gobierno nacional para prevenir el contagio de COVID-19.

Paritarias 2020

Cuáles fueron este año los gremios que lograron los mejores aumentos de sueldo en paritariasCuáles fueron este año los gremios que lograron los mejores aumentos de sueldo en paritarias

La cifra superior al 39% lograda por los trabajadores metalúrgicos supera el 38% de los Aucareros y el 35% conseguido por el gremio de la Alimentación, que hasta ahora eran los  sectores -considerados “esenciales” durante el ASPO- que mejores alzas obtuvo en 2020, seguido de los empleados Bancarios con 34 por ciento

Entre los gremios considerados “duros”, el de la construcción (UOCRA) firmó un aumento remunerativo que totaliza un 33% con la cámara de la actividad (CAMARCO), y los textiles, representados en la Asociación Obrera Textil (AOT) se ubicaron en el mismo rango, con subas de enre 30 y 35% para una categoría media de convenio.

Por su pare, el sindicato de Camioneros, que encabeza Hugo Moyano, firmó un acuerdo por un aumento salarial escalonado de 30% en el año con la cámara empresaria del transporte de cargas Fadeeac, en los mismos términos en los que pactó con otras dos entidades patronales.

Y hubo gremios de actividades con mucha menor cantidad de afiliados que si obtuvieron cifras de aumento salarial mucho mayores. Los trabajadores de baterías, por ejemplo, cerraron este año con 52,5% de aumento. Se trata de los operarios químicos de la rama fabricante de acumuladores eléctricos.

Y los operadores de pulverizadoras, un trabajo clave en el sector agropecuario, lograron un aumento salarial del 58,5% y alcanzaron así la paritaria más alta de la Argentina de este año.

El 2020 fue un año particular en casi todos los aspectos y los sueldos no son la excepción. Vale la pena recordar que el año comenzó en enero con un “aumento solidario” por decreto. La medida incluyó un alza de 4.000 pesos mensuales para trabajadores registrados, consolidada mediante el decreto 14/2020 que firmó el presidente Alberto Fernández.

Empleados de gremio clave lograron suba de sueldos del 35%: el ranking de los mayores aumentos salariales

Luego de una movilización en caravana hacia la cámara empresaria, Alimentación logró cerrar un aumento salarial remunerativo en cuotas que llega al 32% más una cláusula de revisión en marzo de 2021.

Tras el acuerdo, los trabajadores de las plantas de las empresas alimentarias suspendieron los paros parciales previstos para este jueves y que eran parte del plan de lucha para presionar por un acuerdo paritario que los beneficiase.

Se trata de un aumento de 9% para octubre, 7% para diciembre, 6% en enero y 3,5% en febrero. Sumado al 6,5% de septiembre la paritaria 2020 de alimentación cerró en un 32%.

Asimismo, en las empresas más grandes las comisiones internas articularon con el sindicato para acordar bonos extraordinarios que sumaron a la recomposición salarial.

La actualización del Convenio Colectivo de Trabajo 244/94 se logró tras meses de negociaciones con la cámara empresaria.El gremio encabezado por Daer cerró paritairas con un 32% de aumentoEl gremio encabezado por Rodolfo Daer cerró paritairas con un 32% de aumento

Ranking de suba de sueldos

El 2020 fue un año particular en casi todos los aspectos y los sueldos no son la excepción. En estos últimos meses se están llevando adelante el cierre de paritarias para los empleados del sector privado, como acaba de ocurrir con el de Alimentación.

Según el Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social, vía acuerdos entre sindicatos y patronales un millón de empleados registrados en el país habian tenido para septiembre subas salariales por fuera del “aumento solidario” que se estableció en enero por medio del decreto 14/2020.

Los siguientes son algunos de los gremios que fueron lograron los acuerdos salariales en esta segunda parte del año, teniendo en cuenta las mejores negociaciones.

Operadores de pulverizadoras: 58,5%

Los operadores de pulverizadoras, un trabajo clave en el sector agropecuario, lograron un aumento salarial del 58,5% y alcanzaron así la paritaria más alta de la Argentina de este año.

De esta forma, la Comisión Nacional de Trabajo Agrario (CNTA) fijó una nueva remuneración mínima de $96.782 para el personal dedicado a la aplicación de productos fitosanitarios.cccLos textiles percibirán una mejora escalonada de sumas fijas no remunerativas

Trabajadores de baterías: 52,5%

Se trata de los operarios químicos de la rama fabricante de acumuladores eléctricos que lograron un incremento salarial del 52,5% para lo que es el 2020. Es la mejora salarial más importante que se logró durante este año.

El sindicato había cerrado en agosto un incremento del 25%, y posteriormente acordaron un 10% para septiembre, otro 10% para noviembre y un 7,5% para enero de 2021.

Trabajadores metalúrgicos: 39,6% + monto fijo $6000

La Unión Obrera Metalúrgica (UOM) y las cámaras empresariales del sector acordaron el martes un aumento salarial del 39,6%, y un monto fijo de 6.000 pesos, ya vigente desde agosto.

Azúcareros: 38%

La Federación Obrera Tucumana de la Industria del Azúcar (FOTIA) acordó en junio una suba salarial de 38% con los empresarios del sector. El acuerdo lleva la categoría salarial más baja de los azucareros tucumanos a $42.715 y es retroactivo a mayo.

Bancarios: 34% 

La Asociación Bancaria (AB) y las cámaras empresarias de la actividad acordaron este miércoles un 8% de aumento salarial, que se abonará 4% con los salarios de noviembre y 4% con los de diciembre, y que implicará una mejora anual del 34 por ciento en los haberes, informó el titular del gremio, Sergio Palazzo.

Con este acuerdo se elevará el salario inicial a 75.192 pesos en noviembre y a 77.506 pesos a partir del último mes de 2020, confirmó el titular de la Bancaria.

El dirigente, quien también encabeza la Corriente Federal de Trabajadores (CFT) en la CGT, formuló el anuncio al inaugurar el Congreso Anual Ordinario de la organización gremial, que compartió con el jefe de Estado en el Auditorio Malvinas Argentinas del entrepiso de la Asociación Bancaria, en el microcentro porteño.

UOCRA: 33%

El gremio de la construcción (UOCRA) firmó un aumento remunerativo que totaliza un 33% con la cámara de la actividad (CAMARCO) y dio cierre a una de las principales paritarias abiertas en un sector con más de 1 millón de trabajadores

Según la letra del acuerdo, se pagará un incremento del 25% en noviembre y un 33% desde febrero del año próximo, en ambos casos sobre los salarios básicos vigentes al 31 de octubre de 2020. En realidad, la suba es menor, dado que absorbe los $4.000 otorgados desde el mes de febrero por medio del decreto 14/2020.

De esa manera, un oficial medio pasa en noviembre a cobrar un salario básico de $34.297 y en febrero, de $36.493, lo que representa un aumento del 9% y el 16% en cada mes respecto del salario de febrero, de $31.438 (con el “incremento solidario” incluido). Mientras que el incremento punta a punta es de un 33%. Construcción: la actividad emplea a más de 1 millón de personas en la Argentina.Construcción: la actividad emplea a más de 1 millón de personas en la Argentina

Textiles: entre 30 y 35%

La Asociación Obrera Textil (AOT) y las cámaras patronales del sector acordaron un aumento escalonado de sumas fijas no remunerativas, lo que implica una mejora de entre el 30 y 35% para una categoría media de convenio.

La organización, que conduce Hugo Benítez, anunció que el acuerdo de recomposición de los haberes regirá hasta marzo.

Los textiles percibirán una mejora escalonada de sumas fijas no remunerativas, lo que significa un aumento del 30% para una categoría media en octubre y noviembre, y del 35% en diciembre, puntualizó el gremialista en un comunicado.

A partir de enero de 2021 el pago de la hora convencional y el ítem antigüedad se incrementarán en poco más del 50%.

Camioneros: 30%

El sindicato de Camioneros, que encabeza Hugo Moyano, firmó un acuerdo por un aumento salarial escalonado de 30% en el año con la cámara empresaria del transporte de cargas Fadeeac, en los mismos términos en los que pactó con otras dos entidades patronales.

El incremento se hará en cuatro escalas: de 8% en agosto; de 7% en octubre; 8% en febrero de 2021, y el 7% restante en abril, con una revisión en febrero próximo.

Gremio de estacioneros y cámaras: 21,4%

El gremio que agrupa al personal de las estaciones de servicio y lidera el cotitular de la CGT Carlos Acuña, la Federación patronal (Fecra) y las cámaras AES y Cegnc acordaron  un aumento del 21,4 por ciento sobre los básicos, que se abonaron en tres tramos entre agosto y octubre e incluyó la incorporación de los 4 mil pesos del decreto 14/20.

El acuerdo de mejora salarial para el personal expendedor de combustibles fue coronado luego de varios meses de negociaciones paritarias, por lo que se pagó un 4 por ciento retroactivo a agosto, otro 4 a septiembre y un 4 por ciento en octubre.

Y mediante la incorporación de los 4 mil pesos otorgados por el Gobierno, el aumento llegará a un 21,4 por ciento en el haber de los trabajadores del sector.

Un comunicado empresario y fuentes gremiales coincidieron en señalar que la mejora salarial será percibida por los trabajadores comprendidos en el convenio 521/07.

La paritaria incluyó la incorporación a los básicos de convenio a partir de agosto inclusive y para todas las categorías de los 4 mil pesos correspondientes al “incremento solidario” del decreto 14/20 del Gobierno nacional, luego de aplicar el 4 por ciento de agosto.cccEl gremio encabezado por Hugo Moyano tendrá un aumento escalonado del 30%

Petroleros: 16,2% + 60.000

Los sindicatos petroleros de todo el país y las cámaras empresarias de la actividad acordaron el mes pasado en el Ministerio de Trabajo un aumento salarial del 16,2 por ciento, que se cobró dicho mes por la paritaria pendiente de 2019, y dos sumas fijas no remunerativas de 30 mil pesos cada una para noviembre y febrero.

Sindicalistas y empresarios también convinieron ante el ministro Claudio Moroni otro 10 por ciento de mejora para marzo y un 5 por ciento para abril por la paritaria de este año, y el acuerdo de recomposición convencional regirá hasta mayo de 2021, informó Trabajo.

El 16,2 por ciento pendiente de 2019 es no remunerativo y será devengado retroactivo a septiembre último sobre los salarios vigentes a marzo de ese año, en tanto ambas sumas fijas de 30 mil pesos estarán exentas para el cálculo del impuesto a las Ganancias.

A partir de marzo próximo el 16,2 por ciento pendiente del año 2019 se transformará en remunerativo y, las partes, se comprometieron a retomar el diálogo en mayo para iniciar las negociaciones paritarias del período junio de 2021 a mayo de 2022.

Empleados de comercio: 12%

En un escenario marcado por la cuarentena y la postergación de las paritarias, el gremio y las cámaras de comercio firmaron en octubre un aumento salarial de hasta el 12% para 1,2 millones de empleados.

La entidad encabezada por Armando Cavalieri había sellado el año pasado un aumento del 52%, apenas por debajo de la inflación del 53,8%. Este año se estima que los precios tendrán un incremento anual del 40%.

Ferroviarios: 7% + bono de $10.000

Los cuatro gremios ferroviarios y las empresas de la actividad acordaron en octubre en el Ministerio de Trabajo un aumento del salario bruto total de un 7 por ciento desde dicho mes, lo que incluyó bonificaciones, viáticos y antigüedad, y una gratificación extraordinaria de 10 mil pesos.

El importe salarial que resulta de la mejora acordada para octubre será abonado mediante “boleta suplementaria” antes del 14 de noviembre próximo, y desde el mes pasado también se pagará una suma remunerativa de 4 mil pesos a cuenta de futuras negociaciones.

La paritaria salarial de las organizaciones ferroviarias estaba pendiente de resolución como consecuencia de la irrupción de la emergencia sanitaria por la que atraviesa el país, puntualizaron.

Seguir leyendo

Economía

Daniel Artana: “El Gobierno no tiene opción a volverse más prudente, si quiere evitar un rebote en la brecha cambiaria”

Avatar

Publicado

on

Por

La economía arrancó 2021 con la expectativa de rebote a media máquina de la caída que registró el año anterior, aunque más traccionada por el lado de la oferta, a partir de la flexibilización de las medidas preventivas de la pandemia de covid-19, que de la demanda que depende de la posibilidad de recuperar los puestos caídos y el salario real que acumuló tres años de deterioro.

Frente a ese escenario el Gobierno dispuso mantener como ancla de la inflación la extensión de los controles de precios, la regulación de las exportaciones de alimentos y la agudización de los atrasos tarifarios, aunque al costo de correr el riesgo de que se produzcan deficiencias en los servicios.

Y como en 2020 el objetivo de Economía fue la reestructuración de los vencimientos de la deuda, ahora la meta es cerrar un nuevo acuerdo con el FMI que posibilite estirar los plazos de pagos del stand-by que firmó el gobierno anterior en 2018, aunque no promete mucho a cambio, por el condicionante que imponen las elecciones legislativas de medio término.

Frente a ese escenario, Daniel Artana, economista Jefe de FIEL destacó en diálogo con Infobae que el Gobierno no podrá repetir el desempeño que tuvo en 2020 en los planos monetario, fiscal y de uso de reservas para bajar la brecha cambiaria. Alertó sobre “políticas imprudentes” y contradictorias entre anunciado y lo dispuesto.

– Economía lo hizo otra vez, intervino el Banco Central con el desplazamiento del Secretario de Finanzas al directorio de la entidad ¿Se puede asociar a lo ocurrido en diciembre de 2017 que dio lugar al inicio de un nuevo ciclo recesivo?

– No lo veo parecido. En aquel momento se intervino un BCRA independiente. Hoy el BCRA es mucho más dependiente del Poder Ejecutivo.

– En paralelo, pareciera que el ministro Martín Guzmán dio un giro en su intención de iniciar un proceso de austeridad del gasto público y disminución de la asistencia del Banco Central al Tesoro ¿Es así? ¿A qué lo atribuye?

– No podemos saber eso ahora. El discurso político se ha vuelto mucho más imprudente, pero el cierre fiscal de 2020 luce algo mejor de lo proyectado. En cualquier caso, el Gobierno no tiene opción a volverse más prudente si quiere evitar un rebote en la brecha cambiaria. No hay espacio para absorber emisión para el fisco perdiendo reservas (más allá de las que se compraron en las últimas semanas) y el margen para colocar Leliq y pases en los bancos es mucho menor que el que hubo en 2020 producto de una suba temporaria en los depósitos transaccionales. Si la política finalmente predomina y los aumentos tarifarios son menores a los del Presupuesto, el Gobierno no podrá aumentar la inversión pública como tenía proyectado (o tendrá que bancarse más inestabilidad nominal).El discurso político se ha vuelto mucho más imprudente, pero el cierre fiscal de 2020 luce algo mejor de lo proyectado

– Los datos de recaudación de 2020, y en particular de diciembre, dieron cuenta de la alta dependencia de los recursos extraordinarios derivados del aumento de la presión tributaria, pero al mismo tiempo reflejaron una clara pérdida de efectividad, en particular en lo que respecta al dólar ahorro y sobre el comercio exterior ¿Qué cabe esperar para el corriente año?

– Durante 2020 la presión tributaria nacional en la Argentina subió en algo menos de 2% del PBI (la recaudación bajó menos que lo que cayó el PBI). El 70% de ese aumento se explica por el Impuesto PAIS y por la suba en Bienes Personales, ambas medidas aprobadas a finales de 2019, previo a la pandemia. En la región ocurrió lo contrario y se redujo la presión tributaria."En la región ocurrió lo contrario que en la Argentina, se redujo la presión tributaria"“En la región ocurrió lo contrario que en la Argentina, se redujo la presión tributaria”

– Asimismo, la distribución de los recursos tributarios mostró, tanto en 2020 en general, como en diciembre en particular, que las mayores beneficiarias fueron las provincias, y un claro deterioro de los giros a la Administración Central y de la Anses ¿Qué implica para el conjunto de la economía?

– Los recursos del gobierno nacional se vieron resentidos por la caída de retenciones, en parte explicados por un adelanto de exportaciones a finales de 2019, y por los aportes a la Seguridad Social. Estos dos ingresos no se coparticipan con las provincias. En 2021 la recaudación por retenciones debería mejorar por la suba de los precios internacionales y porque no se atrasaría el tipo de cambio real. Los recursos que percibe el Sistema de Seguridad Social dependen de la evolución del empleo formal (no la veo positiva) y del salario real que podría recuperar algo.En 2021 la recaudación por retenciones debería mejorar por la suba de los precios internacionales y porque no se atrasaría el tipo de cambio real

– ¿Ese desempeño fiscal y el relajamiento de la política monetaria pueden explicar la resistencia a la baja de la brecha cambiaria y la firmeza en un alto nivel del índice de riesgo país?

 Para que la brecha cambiaria se reduzca es necesario que se visualice primero, y se concrete después, una disminución sustancial en el ritmo de emisión. Eso depende de la consolidación fiscal que se logre, ya que no hay un gran margen para colocar mucha deuda por encima de lo que vence y además porque el rendimiento de la deuda en pesos ya es alto si se quiere colocar a plazos medianos o largos. El riesgo país se mantiene elevado por las dudas que generan las decisiones económicas futuras del Gobierno y por intentos cortoplacistas de reducir la brecha cambiaria aun pagando el costo de perder reservas o malvender bonos de los organismos públicos.

– El consenso del mercado espera para 2021 un tipo de cambio mayorista que acompañará al ritmo de la inflación, y un moderado aumento de las exportaciones ¿Las estimaciones de FIEL están en esa línea? ¿Puede esperarse crecimiento del intercambio comercial si no cae abruptamente la brecha cambiaria?

– En FIEL creemos que el tipo de cambio se depreciará durante el año en forma similar a la inflación, que a su vez estimamos será alrededor del doble de la prevista en el Presupuesto 2021. La brecha cambiaria es otro disuasivo más a las exportaciones que se suma a las retenciones y los altos costos regulatorio e impositivos que genera un Estado ineficaz. Pero en el corto plazo el efecto del aumento enorme en el precio de las materias primas y la recuperación de Brasil juegan a favor de un aumento en las exportaciones."El riesgo país se mantiene elevado por las dudas que generan las decisiones económicas futuras del Gobierno"“El riesgo país se mantiene elevado por las dudas que generan las decisiones económicas futuras del Gobierno”

– ¿La decisión del Gobierno de fijar cupos mínimos diarios de exportación de maíz y de aumentar las retenciones a las ventas de vino y productos lácteos lo asocia a una motivación política con el campo y parte de la agroindustria, o a una clara necesidad de “proteger” la mesa de los argentinos, pese al innegable déficit de divisas?

– Es curioso que el Gobierno trate de justificar decisiones desacertadas en un intento de proteger la mesa de los argentinos al mismo tiempo que toma decisiones que encarecen otros productos esenciales (desde ropa a celulares) con impuestos y protección no arancelaria. En verdad, se esconde en esa retórica una vieja y anacrónica política de castigar al campo y proteger a la industria que otros países han superado hace rato. Si alguien se tomara el trabajo de calcular el valor agregado nacional de las diferentes actividades económicas quizás vería que hay muchos subsidios que se dan a actividades de bajísimo valor agregado. Un ejemplo elocuente es el tratamiento impositivo especial que se da a la producción de Tierra del Fuego, que ya era muy beneficioso y que fue profundizado por este Gobierno.

– A lo largo de 2020 el ministro Martín Guzmán basó su estrategia en acordar con los bonistas extranjeros el reperfilamiento de vencimientos de la deuda para provocar un giro positivo de las, pero pese a estirar los plazos de pago sin quita no logró torcer el humor del mercado. Ahora pareciera que todo girará en torno a un nuevo acuerdo con el FMI, más allá de la incertidumbre propia que genera la pandemia de covid-19 ¿Qué cabe esperar?

– Un acuerdo con el FMI proporcionará alivio, pero difícilmente resuelva todos los problemas crónicos de la Argentina que dependen de decisiones y acuerdos entre los distintos partidos políticos que respeten los principios económicos básicos. La coalición que gobierna enfrenta varios dilemas que la llevan a inconsistencias entre lo que su equipo económico cree que es deseable y algunas decisiones que se toman. Un ejemplo elocuente es la afirmación de la necesidad de un salto exportador al mismo tiempo que se castigan las exportaciones con una brecha cambiaria elevada o se ponen restricciones a las ventas al exterior de algunos productos. Otro es pretender controlar la inflación a machetazos cuando se sabe hace años que eso no funciona. Otro estratar de hacer populismo sin plata.La coalición que gobierna enfrenta varios dilemas que la llevan a inconsistencias entre lo que su equipo económico cree que es deseable y algunas decisiones que se toman

– ¿Es para preocuparse por el ritmo de crecimiento de los instrumentos de regulación monetaria, principalmente las Leliq que remuneran una tasa levemente superior a la tasa de inflación?

– Es un problema para observar con atención. En parte, el aumento observado en la cantidad de Leliq y pases netos fue posible por un aumento temporario en la demanda de depósitosHay que evitar entrar en el círculo vicioso de alentar a los depositantes (que son los que en definitiva permiten que haya Leliq) con tasas de interés muy elevadas en términos reales. Eso termina mal. Por eso, hay un escenario virtuoso en el cual los depositantes aceptan tasas moderadamente positivas en términos reales porque confían en el programa económico y otro vicioso donde la confianza no existe y se trata de compensar con tasas reales extravagantes o con supercepos cambiarios que en algún momento se vuelven insostenibles."Hay que evitar entrar en el círculo vicioso de alentar a los depositantes con tasas de interés muy elevadas en términos reales. Eso termina mal" “Hay que evitar entrar en el círculo vicioso de alentar a los depositantes con tasas de interés muy elevadas en términos reales. Eso termina mal”

– ¿Una reflexión final sobre qué debiera hacer el Gobierno en el actual escenario de crisis sanitaria y debilidad de las finanzas públicas, para mejorar las expectativas de inflación, actividad y empleo?

– La crisis sanitaria nos agarró en un momento de debilidad porque no teníamos la opción de otros países de financiar parte del desequilibrio con deuda. Eso obligaba a ser muy prudentes con el gasto no covid-19. El Gobierno no hizo esto, en parte por preconceptos ideológicos de que el gasto público “es bueno” y lo privado es “siempre sospechoso”. Hacia adelante hay un desafío similar. Hay una posibilidad de sorprender con un programa estructural que ataque los problemas de larga data de la Argentina, pero no veo probable que ello ocurra. El relato “épico” basado en una visión de la economía y del mundo perimida creo que mata las chances de un programa estructural que nos permita abandonar décadas de decadencia.

Seguir leyendo

Economía

Las exportaciones incrementales de vehículos no pagarán retenciones en 2021

editor02

Publicado

on

Por

El Gobierno nacional anunció que las exportaciones de las terminales automotrices nacionales que superen los niveles de 2020 no pagarán retenciones, como parte del esquema de incentivo a las ventas externas acordado con la Asociación de Fábricas de Automotores (Adefa).

La decisión fue comunicada en el marco de un encuentro virtual que mantuvieron funcionarios de los ministerios de Economía, de Desarrollo Productivo y de Relaciones Exteriores con los directivos de la industria automotriz, en el que dieron los detalles del nuevo esquema de retenciones para los próximos 12 meses.

En la reunión, el Gobierno informó que se mantendrán los derechos de exportación en el mismo nivel que en 2020, con una alícuota de 4,5%, y se desgravarán las exportaciones incrementales, con lo que de esta forma dejarán de pagar retenciones, explicaron fuentes oficiales a Télam tras el anuncio.

La medida
El mecanismo acordado prevé que las terminales de manera independiente podrán acceder a la exportación de Automóviles y Comerciales Livianos con arancel 0 una vez cubierto el nivel de envíos concretados al exterior durante 2020, para lo cual se hará un análisis y seguimiento fábrica por fábrica.

Minutos después del anuncio del Gobierno, el presidente de Adefa, Daniel Herrero, dijo que la medida “impactará de manera positiva e inmediata en la competitividad” de la industria.

“La medida impactará de manera positiva e inmediata en la competitividad de los vehículos que se exporten alentando el objetivo de una mayor inserción internacional, al mismo tiempo que tenderá a promover mayores exportaciones, con mayor producción y mayor ingreso de divisas”, enfatizó Herrero en un comunicado.

Desde el Gobierno dijeron que el nivel de exportaciones alcanzado en 2020, calificado como “el más bajo de los últimos años, fundamentalmente por el impacto de la pandemia”, permitirá que se pueda superar en pocos meses ese piso, algo que vuelve más atractiva la medida.

En el acumulado 2020, todo el sector exportó 137.891 vehículos, con una baja de 38,5% en comparación con el año anterior cuando se enviaron 224.248 unidades a diversos mercados. La merma es de casi 50% frente a 2018, cuando se exportaron 269.360 unidades.

Al repasar estas cifras, desde el Gobierno afirmaron que “hay una gran expectativa en la industria de poder recuperar mercados y volúmenes, y que la nueva medida actúa como incentivo para alcanzar niveles de hace apenas dos años atrás”.

Para eso, se explicó, se están llevando adelante reuniones desde la Secretaría de Industria con cada una de las terminales para terminar de definir las proyecciones de cada marca en cuanto a producción y exportaciones para 2021.

En ese estado de situación, se destaca como dato alentador al tendencia que se viene registrando en el cierre del año pasado, ya que en diciembre el sector exportó 17.200 vehículos, un 49,5 % más en su comparación con el mes anterior, y a la vez el mayor volumen desde febrero, mes previo a la pandemia.

En ese análisis se tienen en cuenta las inversiones que se vienen concretando en las distintas terminales como Toyota, Nissan, Volkswagen, Ford o Peugeot para lanzar nuevos modelos o nuevas versiones de modelos ya en producción con destino mayoritario hacia los mercados regionales.

El sector automotor exporta más del 50% de su producción, y representa el 35% del total de las exportaciones de manufactura industrial del país, lo que convierte a ese polo productivo en el primer sector exportador industrial y el segundo complejo exportador del país.

En 2018, los productos de la industria automotriz estuvieron alcanzados por una alícuota de 12%, con un límite en pesos argentinos de $ 3 por cada dólar exportado, y ese sistema implicaba en su inicio una alícuota efectiva del 8%.

Durante 2019 y 2020, las alícuotas efectivas abonadas fueron, en promedio, del 6% y 4,5%, respectivamente.

En 2020, las exportaciones de vehículos nacionales estuvieron dirigidas mayormente a Brasil, con una participación del 66,1%, que si bien está lejos del histórico 85% alcanzado años atrás sigue siendo el principal mercado para las terminales locales.

En la búsqueda de diversificación de mercados regionales, vinieron creciendo destinos no tradicionales como los países de América Central con 8,3% de los envíos, seguidos por Perú con 5,8%, Chile 5,0% Colombia con 4.9%, Oceanía 3,5% y México 2,1%

El anuncio sobre las retenciones se da en el marco del trabajo que lleva adelante el Gobierno con la cadena automotriz para el diseño de un proyecto de Ley para la promoción de inversiones en el sector y que establezca reglas de juego claras y de largo plazo que potencie la producción, las exportaciones y el empleo.

En ese esquema de desarrollo industrial que pretende impulsar el gobierno, se coincidió en las últimas reuniones de la mesa sectorial que resulta prioritario el efectivo incentivo a las exportaciones con alto valor agregado para la recuperación económica de la pospandemia.

Del encuentro participaron los secretarios de Política Económica, Fernando Morra; Política Tributaria, Roberto Arias; Industria, Economía del Conocimiento y Gestión Comercial Externa, Ariel Schale, y de Relaciones Económicas Internacionales de la Cancillería, Jorge Neme.

Por Adefa estuvieron presentes su titular, Daniel Herrero; los vicepresidentes Thomas Owsiansky y Cristiano Rattazzi; el secretario Martín Galdeano, y el director Ejecutivo de la entidad, Fernando Rodríguez Canedo.

Seguir leyendo

Economía

YPF aumenta los combustibles un 3,5%

editor02

Publicado

on

Por

La petrolera YPF dispuso un aumento de precios del 3,5% promedio de sus combustibles a partir de las 0 de este sábado, lo que incluye el ajuste diferencial por el incremento del componente impositivo de la nafta y el gasoil.

La compañía informó que a partir de las 0 horas del sábado 16 ajustará en un 3,5% promedio país los precios de sus combustibles.

Este aumento incluye el incremento del Impuesto a los Combustibles Líquidos (ICL) y el Impuesto al Dióxido de Carbono (IDC) del 7,7% que entró en vigencia a partir de este viernes, según lo dispuesto por el Gobierno nacional.

Se trata del segundo aumento del año en los surtidores tras el alza de 2,9% vigente desde el 5 de enero que aplicaron todas las compañías, como consecuencia del traslado a los surtidores del incremento de los biocombustibles autorizados por el Gobierno, informó la compañía.

La empresa de mayoría accionaria estatal no informó qué porcentaje del aumento que comenzará a regir este sábado corresponde al componente impositivo y cuál a sus márgenes de rentabilidad por costos de producción.

Desde agosto de 2020, cuando se produjo el primer aumento tras un congelamiento de 9 meses, el precio de los combustibles se incrementó un promedio superior al 25%, de acuerdo a la región del país, el tipo de producto y marca.

Como suele ocurrir en los últimos años, la decisión de aumento de YPF -líder del segmento minorista con más del 55% del mercado- será seguida en las próximas horas por el resto de las petroleras.

Seguir leyendo
Advertisement
Advertisement

APP CN38TV BAJATE

Tendencias